Category Archives: Superacion personal

Consejos para ser un hombre de negocios de éxito

hombre de exito

LLEGANDO AL EXITO – Tú puedes tener el éxito que buscas, y para eso te recomiendo que leas los siguientes consejos

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

Para muchas personas, ganar dinero aunque sea para subsistir, ya no se diga para invertirlo, es una preocupación cotidiana.

Hay gente que lo daría todo por conseguir un trabajo, aunque sea con una mala paga, porque lo requieren de inmediato.

Por otro lado,  existen personas que ya tienen ese trabajo, pero siguen sin estar satisfechas: no les alcanza para el coche ultimo modelo, o para viajar o para comprar una residencia.

La solución para ellos es volverse empresarios utilizando para ello la capacidad del ser humano para emprender. A ellos va dirigido este articulo que contiene 10 consejos para volverse exitoso como emprendedor.

Consejos para ser un hombre de negocios de éxito

Estos consejos te sirven para incrementar tus posibilidades de alcanzar las metas que te has propuesto lograr, independientemente del tipo de negocio que tengas en mente.

PRIMERO. Elabora un plan de acción.

Debes de saber  exactamente lo que esperas alcanzar y cómo vas a llegar ahí. Comenzar con apenas una vaga idea de a dónde vas sólo te sirve para crear resultados imprecisos. Las cosas van a evolucionar a medida que avanzas, es cierto, pero debes tener un plan definido con una meta definida en la mente.

SEGUNDO. Cree en ti mismo.

Debes de tener completa fe y la creencia total que usted tendrá éxito, que llegará a su destino. Para mí personalmente este es probablemente el aspecto más importante de ser un empresario. Tener una creencia inquebrantable en mí mismo cuando todos los demás a mi alrededor me dicen diferentes o cuando todas las pruebas está apuntando lejos de mi visión es tan importante para ser un empresario exitoso.

TERCERO. Disfruta lo que haces.

Si tu ilusión es salirte de tu actual trabajo porque no aguantas a tu jefe o no te gusta lo que haces, entonces no repitas el mismo error, solo que ahora por tu cuenta. Muchas veces la persona se encuentra contenta trabajando en un lugar, y, aunque no gane lo suficiente, no anhela salirse para emprender su negocio, debido al buen ambiente de trabajo.

Si deseas que tu negocio florezca, busca una pasión, algo con lo que sueñes estar al día siguiente, con lo que puedas proseguir indefinidamente y con felicidad. Créeme, cuando haces algo que amas entonces el dinero llega mucho más pronto y más fácil.

CUARTO. Piensa en grande.

Todos pensamos, ¿por qué no pensar en grande de una vez? El problema de nosotros los seres humanos es que tendemos a pensar en pequeño, principalmente porque no queremos defraudarnos a nosotros mismos por esperar demasiado.

Puedes aspirar a las estrellas y puedes alcanzar el cielo. Te reto a que te permitas tener grandes ideas, grandes expectativas y te aseguro que verás grandes resultados. No estamos en este planeta  para jugar, estamos aquí para que el mundo sepa que existimos y que somos capaces de crear grandes cosas.

QUINTO. Sigue aprendiendo.

Sea cual sea el terreno  que quieres dominar o el mercado al que decidas entrar, debes de convertirte en un experto. Que sea un hábito tuyo prepararte y leer siempre para  hacer crecer tu conocimiento sobre el tema. Conviértete en una autoridad a quien la gente le tenga confianza y te convertirás así en un imán que siempre estará atrayendo cliente tras cliente.

Siempre debes de seguir aprendiendo y estar un paso delante de la competencia. Pero toma en cuenta que el conocimiento sólo se convierte en poder cuando pones ese conocimiento en acción.

SEXTO. Aprende a delegar.

Los nuevos propietarios de negocios a menudo creen que tienen que hacerlo todo. Incorrecto. Aprende a delegar. Entrega a otros  el trabajo que no entiendes o no tienes tiempo de hacer, especialmente si su es más viable económicamente hacerlo así, es decir, usa tu tiempo para hacer el trabajo que te dará la mayoría del dinero y deja que  que otros hagan el trabajo que no lo hará.

SÉPTIMO.  Siempre entrega valor en lo que haces.

Hagas lo que hagas y en cualquier mercado que operes siempre debes de dar valor. Da a tus clientes todas las razones para ser tu cliente. No te limites a tratar de vender. Te sugiero que primero des y luego intentes vender.  Proporciona a tus clientes potenciales gran información o productos gratis. Ayudalos a llegar hasta sus objetivos. Dales una experiencia extraordinaria que les harán volver por más y ser un cliente tuyo de por vida.

OCTAVO.- Prepárate para la adversidad.

Es un hecho que los tiempos de adversidad van a llegar. Los malos tiempos son parte de los ciclos económicos, tanto a nivel de un negocio individual como a nivel de países enteros. Cuando esos momentos lleguen y parece que todo te sale mal, no te des por vencido.

Si no lo tomas como algo personal que sólo te está pasando a ti (“que mala suerte tengo para los negocios”), podrás superar los malos tiempos con facilidad… y recuerda el dicho: “Lo que no me mata, sólo me hace más fuerte”.

NOVENO. Copia el modelo exitoso de alguien.

Ojo: No estoy diciendo que copies el negocio de alguien. Me refiero al proceso general que tal persona desarrollo para crear una empresa exitosa. En lugar de tratar de entender todo tu mismo (“inventar el hilo negro”),  dedícate a buscar a una persona o empresa que ya haya marcado el camino y tuvo éxito en su mercado en particular.

Estas personas ya han cometido los errores suficientes que les permitieron avanzar. Lee y aprende de dichos errores para que tú no los repitas. Por lo general se trata de personas generosas que no tienen empacho alguno en compartir sus experiencias.

DÉCIMO- Usa el poder de la Persistencia.

Si te encuentras en el camino correcto y persistes, no importa lo que suceda,  porque no hay duda de que alcanzarás tus metas. La persistencia, junto con un ardiente deseo, es como un ariete contra la adversidad.

Ya sabes, los arietes son esos palos largos y gruesos que los ejércitos de la antigüedad usaban para derribar  las puertas de las ciudades amuralladas. Podían estar golpeando durante horas… y llegaba el momento que la puerta se derrumbaba, aun la mas fuerte. Tal es el poder de la persistencia. Ahora imagina lo que puede hacer por ti y por tu negocio.

Estos diez consejos le han dado el éxito en los negocios a muchas personas. A unas las conozco personalmente y a otras a través de los  libros.

No es difícil, pero hay que reconocer que llegar a ser un empresario exitoso siempre requiere de una gran cantidad de esfuerzo, concentración y toma de decisiones adecuadas.

Ahora bien, también como empleado vas a tener que dar esa misma concentración y dedicación, si es que quieres progresar… prefieres dar ese sudor a otra persona (tu jefe) o a ti mismo?

La decisión es tuya.

Y por cierto, si tú ya tienes un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas y más dinero en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

El Poder de los hábitos positivos

ejemplos de habitos positivos

HABITOS POSITIVOS – Con pasos pequeños pero constantes en la dirección correcta, tú puedes lograr lo que deseas.

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

Si tienes tiempo deseando algo, pero no has podido lograrlo, es porque lo piensas demasiado y no actúas.

Lo más seguro es que pienses que lo que quieres es difícil de lograr. Pero no tiene porqué ser así.

Tú puedes alcanzar lo que sea, si lo haces paso a paso. Para ello, puedes usar el poder de los hábitos.

Construir un nuevo hábito es mucho más fácil de lo que piensas.

Lo único que necesitas es hacer algo.

Luego, vuélvelo a hacer. Otra vez. Otra y otra.

Esa es la forma en que se hacen los hábitos: sólo tienes que hacerlo la primera vez y luego repetirlo. Eventualmente, en poco tiempo, será algo automático.

La clave de esto es que tomes conciencia de que debes de hacerlo esa primera vez. Esa será la más difícil. La segunda lo será un poco menos, y aún menos la tercera, y así sucesivamente, hasta que el esfuerzo sea tan pequeño que la acción puedes realizarla en automático.

Es entonces cuando el hábito se ha establecido, y ahora quizás te resulte más difícil NO hacerlo que hacerlo.

Cuando el hábito es algo positivo, entonces cada vez que lo repites es como si dieras un pequeño paso hacia tu meta. Y como dice el refrán: “Todo viaje, por largo que sea, empiece con un primer paso”.

Y debes de hacerlo. No tienes opción, porque si no haces nada con tu tiempo libre, entonces ese espacio vacío se llenará con cualquier cosa, porque tiene que llenarse, y si dejas que tu tiempo libre se llene con el hábito de la holgazanería, entonces tu vida será como la de la inmensa mayoría de la población: una vida desperdiciada.

Es mejor que tú tomes las riendas de tu vida, y hagas un esfuerzo consciente y sostenido para llenar tu tiempo con hábitos positivos que te dejen algo.

Lo más difícil es empezar, y por ello te recomiendo que uses un estímulo especial.

Un “estímulo especial” no es otra cosa que un mecanismo disparador. Si, por ejemplo, decides ir al gimnasio todos los días entonces (te felicito, ese sería un hábito muy bueno para mantener en buena forma tu cuerpo y tu cerebro) te sugiero que uses al reloj como tu estímulo especial:

Toma la decisión de que cuando el reloj marque las 5:30 (por ejemplo) inmediatamente dejarás de hacer lo que estés haciendo, tomarás tu mochila y te irás al gimnasio. Cuando lleguen las 5:30, NO PIENSES EN NADA MAS que no sea en ir al gym.

El primer día lo harás conscientemente y mediante un esfuerzo de voluntad, pero al día siguiente el esfuerzo será menor y el estímulo especial  más fuerte.

Te aseguro que como a la tercera semana, tu nuevo hábito positivo estará firmemente enraizado en tu conducta. Una vez que sea automático, entonces avanza y aplica este mismo método para seguir llenando tu tiempo con otro hábito positivo, como por ejemplo, leer un libro durante media hora.

Aunque no lo creas, con este par de nuevos hábitos productivos, al cabo de pocos meses tu vida (tu salud, autoestima y finanzas) habrá mejorado notablemente.

Y por cierto, si tú ya tienes un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas y más dinero en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

Steve Jobs y tú

Steve Jobs y Apple

APPLE – La empresa con la que Steve Jobs ayudó a cambiar al mundo. Pero él es sólo uno de los muchos que lo han hecho. Tú puedes aprender mucho de todos ellos.

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

A menos que hayas estado desconectado por competo del resto del mundo durante los últimos 15 años, entonces sabes el impacto que Steve Jobs ha tenido en el mundo con su compañía Apple.

Hasta la semana pasada, esta empresa tenía en su tesorería una cantidad de aproximadamente 150 mil millones de dólares.

Una cantidad superior a la que tienen en su poder varios países juntos.

A un individuo por si mismo le es prácticamente imposible lograr tener dinero a gran escala, pero si construyes un gran negocio entonces puedes cosechar la riqueza a un ritmo mucho más rápido que por ti mismo. Por ejemplo, Facebook. Marc Zuckerberg es un multimillonario y apenas tiene 26 años de edad.

En el siglo pasado, también hubo personas así: Carnegie, Vanderbilt, Rockefeller, Ford…

Por desgracia, únicamente el 3 por ciento de las personas están comprometidas con el diseño de la vida de sus sueños. El resto de la población presenta un sonambulismo hasta el final de su vida. Por eso es que creo que es importante aprender de otros que han logrado grandes cosas, y una forma es leyendo sobre ellos.

Te recomiendo que busques en las librerías biografías de los empresarios que han cambiado nuestro mundo: Steve Jobs, Zuckerberg, Bill Gates, Dale Carnegie, Cornelius Vanderbilt, Henry Ford, JP Morgan, John D. Rockefeller, y tantos otros.

No sé exactamente cuál de sus vidas será la que hará clic con la tuya. Todos somos diferentes, nuestros cerebros interpretan los hechos de forma ligeramente distinta a la de los demás.

Lo que sí te puedo aconsejar es que leas con la idea de tomar algo prestado de ellos y aplicarlo a tu vida diaria. Hazlo con esa intención y tu intelecto se verá beneficiado. Eso no es nada nuevo, muchos de ellos han confesado que se inspiraron en la vida de los demás para alcanzar sus metas.

Tú también puedes hacerlo, y para ello sólo tienes que dar ese primer paso: ponerte a leer.

Y por cierto, si tú ya tienes un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas y más dinero en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

¿Porqué triunfan las ideas?

VHS contra Beta

VHS – No fueron los primeros video casetes, ni los mejores, pero aún así vencieron a los demás

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

¿Alguna vez has tenido una gran idea?

Me refiero a ese tipo de ideas que, cuando te surgen, te sientes completamente seguro que será un gran éxito y te convertirán en una persona muy rica.

Por supuesto que tienes este tipo de ideas. Todos tenemos ideas, algunos son buenas y otras no tanto.

¿Porqué algunas ideas son un éxito en la vida real y otras no?

No es tan sencillo como decir: “las mejores ideas son las que sobreviven”.

Ejemplos de buenas ideas que no sobrevivieron y fueron sustituidas por otras ideas menos buenas, hay muchos. Para muestra un botón: hace como 30 o 40 años, en los inicios de la era del video, surgió la primera videocasetera casera.

Se llamaba Betamax, desarrollada por la empresa Sony, en 1975. Era un casete compacto, y con una imagen de muy buena calidad. Un año más tarde la empresa JVC sacó su propia versión del producto, llamándolo VHS. Durante una década, más o menos, ambas empresas estuvieron en guerra por dominar el naciente y enorme mercado del video casero.

VHS, a pesar de ser un producto tecnológicamente inferior y de tamaño más grande, ganó la guerra, y fue el formato usado durante décadas, hasta que surgió la tecnología de los DVD. Durante ese tiempo, le dio de ganar a la empresa que lo creó muchos cientos de millones de dólares.

¿Por qué le ganó VHS a Betamax?

Porque la idea de VHS tuvo una mejor mercadotecnia. Sus creadores hicieron a su idea más perdurable que la de la competencia. ¿Cómo?

Se enfocaron en hacer a su producto, el VHS, mejor que el de la competencia en tan sólo una cosa, y después invirtieron fuertes sumas de dinero en dar a conocer dicha ventaja: La Beta tenía una duración de 1 hora, y la VHS de 2 horas.

Eso permitía ver una película completa, sin necesidad de cambiar de casete a la mitad de la misma.

Ese detalle que aparentemente no debería contar tanto, magnificado a través de la publicidad y mercadotecnia, fue lo que destronó a Beta del mercado y colocó al formato VHS como el rey.

Tanto así, que los casetes Beta son hoy tan sólo una nota al pie de la página en la historia del video.

¿Cómo puedes tú usar este conocimiento a tu favor? Haz que tu producto o negocio sea mejor a la competencia aunque sea en un sólo aspecto, y a continuación dedica tus esfuerzos publicitarios en promover dicha característica.

Y por cierto, si tú ya tienes un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas, más efectivo en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

El que persevera alcanza

Van Gogh historia

Van Gogh – La suma de pequeñas cosas conduce a grandes cosas

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

Todos tenemos el deseo de alcanzar algo en la vida.

Por desgracia, son pocos los que cumplen con lo que hacen realidad sus sueños.

Y la causa principal NO es la falta de dinero, ni la falta de tiempo, ni estar en el lugar equivocado o no tener contactos de alto nivel (aunque claro, todo eso ayuda).

La causa de que no cumplas tus sueños es tu falta de persistencia.

Es lo que los grandes hombres y mujeres de todos los tiempos tienen en común: Una vez que tienen una meta, se trazan un plan para alcanzarla y PERSEVERAN en su esfuerzo para alcanzarla.

Si sobre la marcha hay que hacer cambios, entonces hacen los ajustes necesarios. Si se caen, se levantan, se sacuden el polvo y siguen adelante.

Hay tres frases que te motivarán para seguir. Todas dichas por personas que lograron tener éxito enorme:

“Paciencia, persistencia y transpiración forman una combinación invencible para tener éxito” – Napoleón Hill

“Grandes cosas se pueden lograr cuando pequeñas cosas se unen con un fin” -Vincent van Gogh

“El éxito no es final, los errores no son fatales… Es el coraje para seguir adelante lo que cuenta” -Winston Churchill

Napoleón Hill ha inspirado a innumerables personas que han conseguido grandes riquezas materiales. Van Gogh creó las pinturas más hermosas, que cada día valen más y más, y Churchill logró que Inglaterra venciera al terror que Hitler quería imponerle.

Si estos grandes hombres le daban tanta importancia a la persistencia, entonces tú deberías hacer lo mismo.

Y si tú ya tienes un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas, más efectivo en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

La herramienta universal

que es el dinero

DINERO – Es la herramienta universal en los negocios, si lo empleas bien, puedes mejorar tu vida y la de tu familia

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

El dinero es la herramienta Universal para los negocios.

Y como cualquier herramienta, del uso que le des dependerá el provecho que le saques.

No es raro ver que personas que han ganado millones de dólares en alguna lotería, a los pocos años ya están quebrados de nuevo.

Muchos terminan peor de como empezaron: con vicios que antes no tenían, y con mujeres y amigos que realmente nunca los quisieron.

Sin embargo, tener mucho dinero no es malo.

La cantidad de dinero que tú tienes no tiene nada que ver con si eres o no una buena persona. Ser bueno con el dinero es un poco como ser bueno con las cartas. Las personas que son buenas para jugar a las cartas no son mejores ni peores que los demás, sólo son mejores para jugar al póker, eso es todo.

Si tú pides prestado dinero para hacer más dinero, y efectivamente lo logras, es como si hicieras magia. Creaste algo donde antes no había nada.

Por otro lado, si te endeudas para pagar tus cuentas de restaurante o para comprar algo que querías, pero que no necesitabas (por ejemplo, una TV de plasma gigante), entonces lo que has hecho es algo muy tonto. No hay magia ahí.

¿Notas la diferencia?

Con la misma herramienta, el dinero, puedes hacer algo brillante que mejore tu vida y la vida de los que te rodean, o algo muy tonto que a la larga en realidad hace que tu vida sea peor.

Por lo mismo, salir de tus deudas lo más rápido que te sea posible es la cosa más inteligente que puedes hacer con tu dinero. Si tienes deudas de tarjetas de crédito, tu principal objetivo debe de ser salir de esa trampa.

Las compañías de tarjetas de crédito tienen más ganancias que casi cualquier otra compañía en el mundo. Abona hasta el último centavo que puedas conseguir, trata de renegociar que te bajen los intereses. Consigue otro préstamo con menor tasa de interés para que pagues.

Y por favor, cuando hayas logrado salir de esa deuda, destruye la tarjeta, o déjala únicamente para una emergencia. Pagar la cuenta del restaurante no es emergencia.

Gran parte del problema con el dinero, es que es un tema altamente emocional. Desde niños, el tema del dinero nos produce emociones fuertes y erróneas.

Por ejemplo, cuando de niño le dices a tu papá que tu tío “es rico y tiene mucho dinero” y tu papá te responde que “nosotros no, somos pobres pero honrados”, estás recibiendo la enseñanza de que tener dinero es malo, y de que las personas que tienen mucho dinero es porque de seguro hicieron algo malo.

Esa emoción negativa queda atada al dinero, y por eso cuando creces, inconscientemente te saboteas en lo que respecta al dinero. Imagina que un albañil tiene problemas emocionales con el cemento. No creo que pueda construir buenas casas, ¿verdad?

Igual de ridículo es tener problemas emocionales con el dinero, porque el dinero es solo una herramienta.

Coloca tus problemas emocionales donde pertenecen. Domínalos con la lógica y las matemáticas. El dinero es una herramienta poderosa, y mientras más tengas de él, más cosas útiles podrás hacer.

Y si tú ya tienes un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas, más efectivo en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

Piensa en los demás, hazlo por ti mismo

necesito ayuda

AYUDANDO A TU PROJIMO – Cuando dejas de pensar en tus problemas y ayudas a solucionar los de alguien más, en realidad te estás ayudando a ti mismo

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

Todos tenemos problemas. Tú puedes pensar que los tuyos son especialmente difíciles de resolver, que nadie más lleva una carga tan pesada como la tuya. Tienes razón.

Y es que es muy difícil ver cuál es la solución a tus propios problemas, porque tienes muchas emociones en juego. No es lo mismo cuando ves los problemas de los demás. Ahí si, las soluciones te parecen obvias. Tu juicio no está nublado por algún cumulo de emociones.

Por eso te propongo que, en lugar de tratar de ayudarte a ti mismo, hagas lo posible por ayudar a otros. Al hacerlo, dejas de pensar en tus preocupaciones.

Si dejas de pensar en tus dificultades y piensas en las de otra persona con el ánimo de ayudarla, sigues pensando en problemas, sí, pero ya no con emoción negativa, sino con la expectativa de que estas ayudando a alguien, lo cual te brinda satisfacción y un sentimiento positivo de plenitud.

Cuando te interesas en las dificultades de alguien más, con la intención de ayudar, entonces sucede que aprendes cosas nuevas, porque la otra persona debe de explicarte cuál es su situación actual, cómo llego a ella, y porqué cree que no tiene solución.

Tú puedes brindar tu experiencia en tu propio campo de trabajo, pero al mismo tiempo estás aprendiendo muchas cosas nuevas. Te será a ti más fácil resolver la dificultad de tu prójimo.

Y después, con la satisfacción de que colaboraste en la resolución de los problemas de alguien más, ya de regreso a los tuyos propios, verás que no son tan difíciles como creías.

Todo te será más fácil.

Si dejas de pensar solo en ti, aunque sea por unas horas, y piensas en los demás y en cómo ayudarlos, en realidad sí te estarás ayudando a ti mismo. Adelante, haz la prueba.

Y si tú ya tienes un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas, más efectivo en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

Sé un buen ejemplo para tus hijos

niños de exito

TU ERES EL EJEMPLO – Tus hijos harán lo que hagas tú… ¿Los estás guiando bien?

Por: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

Ser padres es una responsabilidad muy grande, sobre todo porque, si deseas que tu hijo tenga éxito, no puedes dejarle a la escuela ese trabajo.

En la escuela, a tu hijo le enseñan cosas que le serán útiles mas adelante (sobre todo en las demás escuelas a las que asista), pero ninguna de estas cosas que le enseñan ahí, le garantiza el éxito en la vida.

Y es lógico: no recibe enseñanza de empresarios exitosos, sino de maestros, quienes a fin de cuentas, son empleados.

No es que ser maestro sea malo, pero en cuestiones de dinero, por lo general viven, igual que la mayor parte de la población, a una quincena de distancia de la bancarrota.

Tu hijo puede recibir su educación en un colegio privado o en una escuela pública. Pero lo que determinará su éxito financiero en la vida, es la relación que lleve con los conceptos de “la riqueza” y “el dinero”.

Pensemos, por ejemplo, en tu caso:

¿En la escuela te enseñaron cómo debe de manejarse el dinero? Porque aún cuando seas un profesionista de éxito (digamos un doctor con muchos pacientes), si tu relación con el dinero no es sana, entonces tu éxito no durará tanto, y no será lo grande que hubiera podido ser.

Tú eres el ejemplo que tus hijos seguirán

Tus hijos están más influenciados por tu ejemplo que por todas las palabras que puedas decirles. Si les dices que no fumen porque es malo para la salud, pero tú mismo eres un fumador, entonces que no te extrañe cuando los sorprendas fumando a escondidas.

Es lo mismo con el manejo del dinero. Si te compras todo lo que se te antoja, en cuanto lo ves, entonces es difícil que te hagan caso cuando les quieras enseñar la importancia del hábito del ahorro.

Lo que es peor aún, si constantemente les estás comprando cosas como una forma de demostrarles que los quieres, o porque ya no aguantas sus lloriqueos, entonces les haces un gran daño. En los hechos les demuestras que no es necesario trabajar para tener dinero.

Tus hijos necesitan vivir la experiencia de trabajar para obtener dinero. Deberías de asignarles a cada uno una pequeña cantidad semanal, misma que les entregarás únicamente si ayudan con las labores de la casa.

  • Pronto verán algo en la TV o en alguna tienda que querrán comprar, y cuando te lo pidan, debes de decirles que es necesario tener dinero ahorrado para poderlo adquirir, lo cual les enseñará el valor del ahorro.
  • Puedes enseñarles aun más, y prestarles una parte del dinero, haciéndoles un plan de pagos que incluya intereses. Distribuye los pagos a lo largo de varias semanas, y usa un interés similar al que usan los bancos con las tarjetas de crédito.

Ellos mismos se darán cuenta que aunque vayan al día con sus pagos semanales, la cantidad de dinero que deben no baja. Eso les hará tomar conciencia de que hay trampas financieras (tarjetas de crédito) que los pueden hundir.

TRAMPAS FINANCIERAS - No dejes que tus hijos caigan en la trampa de las tarjetas de crédito

TRAMPAS FINANCIERAS – No dejes que tus hijos caigan en la trampa de las tarjetas de crédito

Si a muchos de nosotros nos hubieran inculcado ver al dinero como una herramienta, y no como un fin en sí, entonces no tendríamos tantos millones de personas con la vida hipotecada, en bancarrota crónica por haber contraído deudas alegremente, más allá de la capacidad de pago.

Si tú tienes una relación con el dinero que no es sana, entonces ya te habrás dado cuenta, porque con toda seguridad estás hasta el cuello de deudas impagables.

Es tu responsabilidad educar a tus hijos para que no caigan en esta misma trampa.

Si tú tienes  ya un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas, más efectivo en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

¿Cuál es la diferencia entre ricos y pobres?

como pasar de pobre a ricoPor: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

Las diferencias entre los ricos y los pobres son muchas. Los ricos conducen coches grandes, viven en casas de lujo, toman vacaciones donde quieren, etc.

Por sobre todo, los ricos tienen la capacidad de disfrutar una verdadera libertad en sus vidas, para hacer lo que quieran, cuando quieran.

Las personas ricas no sólo disfrutan de experiencias diferentes y tienen posesiones diferentes a la de los pobres, sino que también piensan de manera diferente a ellos. Los ricos  tienen una mentalidad diferente sobre el dinero, y ahí radica la verdadera diferencia.

Es un hecho que a menudo las personas que reciben grandes cantidades de dinero de repente, como por ejemplo una herencia, o sacarse la lotería, a menudo la pierden y terminan igual de pobres que antes.

Esto es debido a que tienen una mentalidad diferente a las personas que crean riqueza.

Y esto está comprobado. Por ejemplo, en Estados Unidos, está plenamente documentado que la gran mayoría de las personas que obtuvieron premios de entre 20 y 30 millones de dólares  en el lotto (lotería), al transcurrir 10 años se encuentran en la bancarrota, sin un centavo.

Como la persona que recibió mucho dinero de repente no cambió su interior, entonces sus creencias sobre el dinero siguen siendo las mismas. Dichas actitudes son las que, a pesar de haber recibido una fortuna, de nuevo lo conducirán a la pobreza.

Pero si aplicamos la lógica, el proceso inverso también es cierto: A partir de cambiar tu sistema interno de creencias y actitudes, tú puedes abandonar la pobreza o la falta de dinero y llegar a una situación (ahora sí, permanente) de riqueza y abundancia.

No es algo fácil, sobre todo porque el ingrediente más importante para lograrlo es la constancia. Tienes que estar vigilante todo el tiempo de tu forma de pensar y de reaccionar. Siempre, todos los días.

Abandona tu mentalidad de consumidor y piensa como productor: ¿Qué puedes tú ofrecer a los demás? ¿Cómo puedes crear valor para la sociedad?

La mejor respuesta es: Identificando problemas y encontrando soluciones. Todos los días, haz tu mejor esfuerzo por escuchar las quejas, temores, y preocupaciones de los demás, y a partir de ahí imagina posibles soluciones.

Porque los negocios prósperos de eso están formados: De ofrecer a los demás soluciones a sus problemas:

  • La persona que ya no tiene dónde colocar sus libros y adornos
  • El carpintero que le soluciona el problema fabricando un librero a la medida
  • La maderería donde el carpintera puede hallar una parte del material necesario para hacerlo (madera, barniz)
  • La ferretería donde puede comprar el resto (herrajes metálicos, herramientas)
  • La sociedad productora rural que surte de madera al mayorista
  • La fábrica que maquina el metal para fabricar los herrajes…

Y así, la cadena de factores que permite satisfacer la necesidad de alguien es bastante larga, y con cada eslabón, se produce una ganancia. Al final, todos ganamos cuando los problemas se solucionan.

Si todos los días, de forma constante, estás tú a la caza de problemas e imaginas soluciones, llegará un día que recordarás por siempre.

No porque ese día te saques la lotería, sino porque ese día tendrás la idea que te llevará de la pobreza a la riqueza y la abundancia.

Si tú tienes  ya un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas, más efectivo en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…

La gran idea de Ty Werner

precio de los beaniesPor: Miranda Gomez –> Haz clic aquí para leer un reporte: “Cómo hacer crecer tu negocio de forma EXPLOSIVA”

Ty Werner nació el año de 1944, en la ciudad de Chicago.

Como sus padres no tenían muchos recursos, cuando llegó a la juventud se metió al Ejército y así poder cursar una carrera. Sin embargo, por problemas personales no pudo terminarla y se salió después de un año.

Warner se fue a vivir a Los Angeles, para seguir su sueño (al igual que otros cientos de miles de jóvenes) de ser actor famoso.  Después de cinco años, se tuvo que regresar a Chicago, con las manos vacías.

“- Ahora sí papá… Vengo a trabajar contigo- “, le dijo a su padre cuando lo volvió a ver, y entró como su asistente de ventas en una compañía de juguetes. Así pasaron los años, trabajando al lado de su papá en la empresa de la que ambos eran empleados.

Al paso del tiempo, Warner iba madurando la idea de un negocio propio, pues aunque tenía un sueldo cómodo, así nunca iba a sobresalir. Estando en el mundo de los juguetes, lo más lógico era seguir dentro de la industria.

En un viaje de vacaciones por Italia, vio unos gatitos de juguete, hechos de tela y rellenos de frijol. De regreso de ese viaje, renunció a su empleo y empezó a fabricar unos gatos de juguete muy parecidos.

Empezaron a venderse con éxito moderado, y cuando menos Warner ya tenía su negocio propio. Le dio por nombre a su empresa Ty, Inc.

En 1993, Ty Warner lanzó lo que sería su mayor éxito, su gran idea. Llenó un saquito con frijoles, les puso grandes orejas, les dio nombres como “Splash, la ballena” o “Patti el Ornitorrinco” y así nacieron los Beanie Babies.

Al principio recibieron muchas críticas, sobre todo de sus antiguos compañeros de la industria, pero cuando en la Feria del Juguete de Atlanta se vendieron 30 mil de ellos, los detractores enmudecieron.

Ty Warner construyó todo un imperio con los Beanie Babies. Y lo hizo de forma notable: nunca contrató publicidad, ni los vendió a través de las grandes cadenas de tiendas. Esto hizo que sus juguetes fueran más difíciles de conseguir, lo que los hizo aún más deseables.

Además, una vez que la producción de un modelo se agotaba, era retirado del mercado, haciéndolos artículos de colección, llegando a subastarse por miles de dólares cada uno.

De la noche a la mañana, se creó una histeria colectiva a nivel nacional en torno a los Beanie Babies. En las pocas tiendas autorizadas a venderlos se hacían filas larguísimas de miles de personas. Se iniciaban peleas y pleitos por ellos.

Como la empresa de Warner es privada, no hay registros públicos de sus ingresos, pero se cree que vendía 700 millones de dólares al año.

Hasta que, finalmente, dejó de fabricarlos en 1999.

Ty Werner ha aprovechado muy bien la gran fortuna que hizo, pues su empresa ha seguido funcionando bastante bien, sacando nuevas líneas de juguetes, como las muñecas Ty Girlz.

Además es fuerte inversionista en hoteles, campos de golf y edificios de oficinas, como el Hotel Four Seasons de Nueva York, el San Ysidro Ranch en California, el Kona Village Hotel en Hawaii, y el Resort Ventanas al Paraíso, en Los Cabos, México.

Muchos pensaron que su idea era ridícula y sin futuro, que sus juguetes eran feos y que a nadie le gustarían, pero quien debe de decidir eso es el mercado, las personas que compran los productos y votan con su cartera, ¿no lo crees?

Si tú tienes  ya un negocio, te felicito, porque esa es la ruta más rápida hacia la independencia económica, y para acelerar tu éxito (más ventas, más efectivo en tus cuentas de banco),  te recomiendo que leas el siguiente libro: Haz clic aquí para leer más…

Miranda Gomez

*Relacionado:

¿Te gustó este artículo? Entonces haz click aquí para que puedas suscribirte. Al hacerlo, te llegarán en automático a tu correo electrónico…